Del cansancio generalizado y la situación provocada por el Covid 19 en el claustro de profesores surge este proyecto que pretende crear lazos de comunicación que promuevan el conocimiento y la cercanía entre los compañeros, con el fin de mejorar el bienestar personal y social entre todos los profesionales del centro que estimule el sentimiento de pertenencia a un mismo proyecto. “El primero que tiene que ir feliz a la escuela es el maestro. Transmitir conocimientos es importante, pero transmitir felicidad es fundamental”.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar